0
La conservación de los cultivos, el espacio agrícola, el medioambiente, la salud de animales y consumidores hoy se encuentran en la mira de los productos químicos. En especial, aquellos utilizados en zonas rurales tales como el glifosato, bromuro de metilo, atrazina y herbicidas, fertilizantes e insecticidas. Informe.

Foto: elfederal.com

Por Celeste Gómez

La principal función de los agroquímicos es mantener y conservar los cultivos a través de la implementación de nutrientes químicos que producen la eliminación de plantas, de insectos y microorganismos, malezas, hongos y algas de los cultivos. A su vez, estas sustancias son utilizadas para facilitar su manejo y aumentar su eficiencia. Sin embargo, sus componentes resultan nocivos para la salud, ya que producen trastornos como daño ocular irreversible, depresión del sistema nervioso, aborto y bajo peso al nacer en animales y humanos, náuseas, vómitos, alergia cutánea, irritación del tracto respiratorio y hasta podría causar la muerte.

La contaminación tanto ambiental como en los seres humanos -revelada a través de enfermedades- y la destrucción de flora y fauna, son algunas de las cuestiones generadoras de debate que se encuentran presentes entre los ambientalistas y los funcionarios de las políticas públicas desde los años 40 con el comienzo de su utilización. 

No obstante, el uso de plaguicidas ha aumentado de manera indiscriminada y, en provincias agricultoras, estas sustancias tóxicas no están prohibidas por la ley. Al mismo tiempo, las restricciones para su utilización -como rociar agroquímicos a menos de 500 metros de las zonas pobladas- no siempre son respetadas y esa es la primer causa de intoxicación, seguido de la aplicación en alta dosis y su diversidad de sustancias tóxicas.

En el documento titulado "Cuidar la Tierra: Estrategia para el futuro de la vida" desarrollado con la colaboración de FAO, FNUAP (Fondo de las Naciones Unidas para la Población), OIT (Organización Internacional del Trabajo), OMM (Organización Meteorológica Mundial), OMS (Organización Mundial de la Salud), PNUD (Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo), UNESCO y WRI (Instituto de Recursos Mundiales) se expresa que "en los países de menores ingresos 10.000 personas mueren cada año intoxicadas por plaguicidas, y unas 400.000 padecen gravemente sus efectos".

La intoxicación puede ser accidental o no intencional. Intencional a través de automedicación, alimentaria, laboral o industrial y por veneno de animales. Pero no solo se registran casos de enfermedades e intoxicaciones causadas por agroquímicos en las zonas rurales o cercanas a su esparcimiento. Investigadores de la Universidad de La Plata, encontraron glifosato en algodones, hisopos y productos de higiene femenina.

Un estudio de "Amigos de la Tierra Internacional" sostiene que pese a todo esto, el rendimiento de los agroquímicos para una mayor mantención y productividad, no existe. En uno de sus ensayos plantean que "la mayoría de los cultivos transgénicos son utilizados para alimentar animales, producir agrocombustibles y alimentos altamente procesados -principalmente para consumo de los países ricos¨. 

Estos hechos sugieren que los cultivos transgénicos no han incrementado la seguridad alimentaria de los pobres del mundo. Ninguno de los cultivos transgénicos que hoy están en el mercado han sido modificados para incrementar su rendimiento, y tal como se planteó, la investigación continúa centrándose en las nuevas variedades promotoras de plaguicidas que toleran la aplicación de uno o más herbicidas".

Fuentes
-"¿Quiénes se benefician con los cultivos transgénicos?", Agricultura y Alimentación - Amigos de la Tierra (2008).
-"Intoxicación por agroquímicos"  (2004), El Santafesino.
-Informe "El uso de agrotóxicos y agroquímicos en Argentina" - Fundación Patagonia
-"Evolución histórica del uso de agroquímicos" (2010) - Revista Visión Rural.
-"Toxicología del glifosato: Riesgos para la salud humana" (2002) - Grupo Guayubira
-"Investigadores de La Plata encuentran glifosato en algodón, gasas, hisopos, toallitas y tampones" (2015)- Télam.

-"Cómo impactan los agroquímicos en el ambiente y la salud" - Universidad de Buenos Aires, Facultad de Agronomía (2009)

Publicar un comentario

 
Top