0
Ayer se colmó la sala para ver una obra que retrata la cotidianeidad de los noventa, marcada por lógicas neoliberales que resaltaban el individualismo y la competencia, pero partiendo desde el humor. La idea del Intendente de generar fuentes laborales de artistas locales.



Por Marcos Carvallo

En el marco de la reinauguración del Teatro Roma, la Universidad Nacional de Avellaneda, desde la Secretaria de Extensión Universitaria presentó anoche la obra El Noventón escrita por Mabel Decoud y quien también dirige al Elenco de Teatro Popular Undav, a la misma asistieron figuras conocidas como el Intendente de Avellaneda Jorge Ferraresi, la candidata a senadora provincial Magdalena Sierra y el secretario de cultura Hugo Caruso, entre otros.

El Intendente,  asistió y hablo sobre lo que la sala del Roma ofrece a la comunidad a partir de su reapertura. “Es una obra de recuperación arquitectónica patrimonial extraordinaria y una futura inclusión, justamente a partir de que reabrimos el teatro la idea es que las entradas sean gratis, que tengan acceso los que nunca pudieron venir al teatro y a partir de esa experiencia, de acuerdo a la obra, que sean habitué del teatro, así que es un desafío”, afirmó.



A su vez, esperan con esto generar fuentes de trabajo para los artistas locales, en primera instancia presentarán obras conocidas como la de Drácula de Juan Rodó. Trabajar la cultura desde lo local, ofrecer al artista un lugar donde expresarse y que lo puedan ver. En palabras de Ferraresi: “es importante el nombre de un artista, pero es más importante el contenido de lo que vende ese artista”.  

Culminé diciendo el mandatario que la idea desde el municipio este año es, trabajar siempre  de manera fuerte sobre la gestión para que venga la vecina y el vecino de Avellaneda.

Sinópsis de “El Noventón”

Por otra parte la obra, “El Noventón”  lleva al público a dar un paseo por el pasado, sus actores a través de sus personajes que reviven momentos claves de la época menemista de los 90, aquella que comía pizza, bebía champagne y se perfumaba con  la cultura del dólar.

A pesar de que estos sucesos reflejan una realidad que existió y que fue dolorosa para todos los argentinos, la decisión de Mabel de tomar el humor como manera de contar  dichos acontecimientos, hace que el público tome contacto con aquella triste parte de nuestra historia de la mejor manera.


Deja una reflexión sobre ciertas cuestiones que en la actualidad parecieran muy lejanas, casos como el desempleo masivo, el corralito y la desilusión de todo un país que termino pagando las malas decisiones de sus gobernantes y que incluso aún hoy,  dejaron sus marcas en nuestra sociedad.


Publicar un comentario

 
Top