0
Transcurridas seis fechas y con la ventaja de no jugar la Libertadores, el granate se mantiene invicto y le convierten pocos goles. En la última década ha sabido mantenerse en la cúspide deportiva y social, y no es casual. Anoche recibió a Gimnasia, entidad con la que comparte actividades educativas que vale la pena mencionar


En las tribunas del club Lanús se puede leer: “El club de barrio más grande del mundo”, y la institución puede tener argumentos para eso. Una estructura similar a una universitaria detrás de sus plateas da lugar a obras de último nivel e incluyen oficinas de prensa, restaurante, sala de estar y diversas comodidades para los eventos deportivos. Alrededor, una decena de canchas de césped sintético en el pulmón de Lanús, donde las casas se chocan con el Estadio.
Muchas familias granates quizá fueron y vinieron dos veces en el día, porque detrás de una de sus tribunas funciona una escuela secundaria. En 2014 el Presidente Marón visitó la Universidad Nacional de Avellaneda y contó los diversos espacios que brinda la institución con una fuerte impronta social, desde comedores barriales hasta actividades de contención que buscan incluir al vecino y mantener esos orígenes que se vieron tergiversados por el negocio hace ya un par de décadas.
Pero el avance social y la idea de romper con ciertos negocios tiene sus costos. El grupo empresario Clarín con sus diversos medios de comunicación (TN, diario Clarín, TyC Sports, radio Mitre, repetidoras, etc) ha puesto el ojo de manera negativa en los últimos meses y ha intentado ensuciar la imagen institucional, relacionadas a cuestiones de violencia e incidentes, fiel al estilo del Diario Olé –creado gracias a las aperturas del menemismo- que hace culto del resultado y no de los procesos sociales.


Es así que poco se ha dicho de la creación del CEAFA (Complejos Educativos de Clubes Afiliados a la AFA) entre diversas instituciones del país –casualmente Gimnasia integra la tesorería- para llevar a cabo actividades culturales, educativas y deportivas de forma conjunta. Esto se puede ver como un sinónimo de cambio de paradigma, para comenzar a romper esos moldes que ponen al fútbol - negocio como columna vertebral del desarrollo de los clubes. 
Por cierto, en la noche del viernes el local ganó 2 a 0 a Gimnasia y Esgrima La Plata, en un partido parejo que se abrió por una pelota parada en el segundo tiempo. Para el técnico local, Guillermo Barros Schelotto, “fue clave hacer el primer gol, sabíamos que Gimnasia iba a venir a presionarnos”. Luego deslizó una crítica al actual Presidente de Gimnasia, Daniel Onofri. “No se olviden que cuando descendimos él era el Vicepresidente”, expresó.
Para el técnico visitante Pedro Troglio “el equipo volvió a ser el del año pasado” y “jugó el mejor partido de los últimos seis meses”, aunque el resultado fue adverso. “Contra Chicago no merecimos ganar, y hoy teníamos que habernos llevado algo”, concluyó. El equipo también sintió en el entretiempo la pérdida sensible de su capitán, Lucas Licht, quién estará parado gran parte del torneo por una lesión en la rodilla.
Los platenses van en el camino del granate, porque en pocos meses se levantará una platea y palcos con doble bandeja –esa que en la TV se ve vacía- luego de la lucha y el aporte de los socios. “Un estadio ecológico y en etapas”, es el lema del arquitecto platense Luis Díaz.

Santiago Giorello 

Publicar un comentario

 
Top